Con el frío, volvieron los sabañones

Con el frío, volvieron los sabañonesLa perniosis, comúnmente conocida como “sabañones”, era casi un recuerdo, pero los cambios bruscos de clima la trajo de regreso.

“Hay un revival de los llamados sabañones en los consultorios”, señalan referentes de la Sociedad Argentina de Dermatología, a la vez que explican que se trata de un eritema o afección inflamatoria que se visualiza como unos bultos rojos, inflamados y brillantes que salen, particularmente, en las manos y los pies, y que en algunos casos van acompañados de prurito y dolor.

El responsable es el frío intenso, la humedad y los cambios bruscos de temperaturas, que hacen que los vasos sanguíneos se contraigan, debido a la pérdida de calor, y así aparecen este tipo de lesiones. El cuadro es mayormente benigno, pero debe tratarse con un especialista para no correr el riesgo de que se infecten.

“Este otoño, debido a los cambios repentinos de temperatura, los sabañones se dejaron ver nuevamente y aumentaron las consultas”, indicó el doctor Miguel Allevato, médico dermatólogo, profesor de UBA y presidente de la SAD.

“Se trata de lesiones que duran unas dos a tres semanas, y que pueden ser muy numerosas y hasta, eventualmente, evolucionar a la ulceración con formación de cicatriz”, agregó.

El eritema pernio o sabañón puede ocurrir a cualquier edad, inclusive en niños, pero la franja de mayor incidencia se da entre los 15 a 30 años y mayormente en mujeres, debido a los cambios hormonales que ocurren en ese período.

Las lesiones se identifican fácilmente: se observan rojo azuladas, desaparecen al presionarlas (por efectivo de la vitropresión) y al tacto se presentan frías. Los nódulos, además, pueden formar ampollas o costras y, en casos más severos, los pacientes pueden sufrir secuelas atróficas y deformidades.

Los sabañones se ubican principalmente en dedos de las manos y de los pies, aunque en ocasiones también pueden aparecer en otras zonas del cuerpo, como los lóbulos de las orejas, la nariz o en las mejillas, ya que son las zonas más expuestas al frío.

Para prevenir, los médicos recomiendan protegerse de las bajas temperaturas, humectar la piel y hacerse masajes para estimular la circulación.

Los sabañones no requieren ningún tratamiento específico, ya que suelen desaparecer en dos o tres semanas. Pero, para aliviar los síntomas y evitar complicaciones, los especialistas pueden llegar a indicar los vasodilatadores por vía oral.

“Es importante acudir al médico ante las primeras lesiones porque la inflamación puede volverse crónica y corre el riesgo de infectarse”, explica el doctor Julio Gil, dermatólogo y miembro de la comisión directiva de la SAD.

Recomendaciones

• Evitar la exposición al frío.

• Realizar ejercicio físico con regularidad.

• Incrementar el consumo de alimentos con vitaminas C y A, ya que ayudan a restaurar tejidos dañados, y con vitamina D, que estimulan la circulación.

• Usar ropa aislante adecuada, no ajustada (guantes, orejeras y medias de lana o algodón) Evitar el uso fibras sintéticas.

• Usar mantas eléctricas, para paliar el frío.

• Evitar el consumo de tabaco

• Masajear las zonas propensas a tener sabañones, para estimular el flujo sanguíneo.

• Aplicarse cremas hidratantes que eviten la sequedad de la piel, por la mañana o después de ducharse.

• No exponer las manos y los pies directamente a la estufa o radiador, ya que los cambios bruscos de temperatura.

Fuente: http://www.docsalud.com/articulo/4864/con-el-fr%C3%ADo-volvieron-los-saba%C3%B1ones

Confían en nosotros:

© 2017 - SIFEME S.A. Maipú 471. 6° piso. Capital Federal. Tel/Fax: +54 (011) 4394-7288. E-mail: info@sifemesa.com.ar

Inicia Sesión con tu Usuario y Contraseña

¿Olvidó sus datos?