¿Qué minerales te faltan? Repasamos sus funciones y signos de carencia

¿Qué minerales te faltan? Repasamos sus funciones y signos de carenciaLos minerales cumplen funciones esenciales en nuestro organismo y es por eso que debemos prestar especial atención a nuestra nutrición para incorporarlos en las cantidades necesarias. En este artículo analizamos cuáles son los roles que cumplen en nuestro cuerpo y cuáles son las señales que indican la falta de alguno de los minerales más importantes.

Los minerales son sustancias inorgánicas provenientes de elementos como el suelo, el agua, las rocas y otros presentes en nuestro cuerpo. Son imprescindibles para nuestra salud ya que tienen funciones vitales para nuestro organismo: el sodio, el cloro y el potasio, por ejemplo, están presentes como sales en los líquidos corporales. Su función fisiológica es la de mantener la presión osmótica.

Los minerales tienen además un papel clave en la estructura de muchos tejidos: el calcio y el fósforo en los huesos se combinan para brindar firmeza y soporte a nuestro cuerpo. Vale también destacar que los minerales se hallan en los ácidos y bases corporales, como es el caso del cloro, que se encuentra en el ácido clorhídrico del estómago.

Otro de los roles que cumplen los minerales está asociado a la constitución de ciertas hormonas: un ejemplo de esto es el yodo en la tiroxina que produce la glándula tiroides.

¿Cuáles son los principales minerales en el cuerpo humano?

Entre los minerales más importantes encontramos el calcio, el sodio, el potasio, el fósforo, el azufre, el hierro, el zinc, el magnesio, el cloro, el flúor y el cobalto, entre otros.

Repasamos a continuación las funciones, fuentes y signos de carencia de los principales minerales que necesita nuestro organismo para llevar adelante sus funciones:

Calcio

El calcio puede obtenerse de los productos lácteos y es uno de los minerales más abundantes en el cuerpo humano. Un altísimo porcentaje del calcio de nuestro organismo se encuentra en huesos y dientes. Además interviene en la contracción muscular y en la transmisión de los impulsos nerviosos. Su absorción se logra por acción de la vitamina D.

– Síntomas de falta de calcio: la principal señal está vinculada a una fragilidad ósea, pero lo cierto es que es poco frecuente encontrar enfermedades o malformaciones primarias provocadas por carencia dietética de calcio.

Hierro

El hierro puede obtenerse a través del consumo de carnes rojas, hígado y lentejas. Se trata de un oligoelemento que forma parte de los glóbulos rojos, encargados de transportar el oxígeno a través del organismo. Se deposita en la médula ósea, el hígado y el bazo.

– Síntomas de falta de hierro: uno de los principales signos de falta de hierro es la anemia.

Yodo

El yodo se encuentra en piedras y suelos. En plantas sus cantidades varían de acuerdo al suelo en el que se cultivan. Existen diferentes fuentes de yodo, como el pescado, las algas y las hortalizas cultivadas cerca del mar. También se suele agregar yodo a la sal en forma de yoduro de potasio. Su función en nuestro organismo está asociada a la hormona de la glándula tiroides, importante para la regulación del metabolismo.

– Síntomas de carencia de yodo: la falta de yodo causa un agrandamiento de la glándula tiroides (bocio). En el embarazo puede provocar retardo mental y problemas permanentes en el feto.

Magnesio

El magnesio puede obtenerse por medio de la soja, el chocolate y la espinaca, entre otras fuentes. Se trata de un mineral que se halla en nuestros huesos y participa en el metabolismo energético y en la contracción muscular. Colabora con el ingreso de la glucosa a las células.

– Síntomas de carencia de magnesio: normalmente la falta de magnesio se traduce en alteraciones neuromusculares.

Fósforo

Las principales fuentes de fósforo son la carne, el pescado, el hígado, las almendras, las nueces y las legumbres. Es un mineral que se combina con el calcio para formar uno de los compuestos esenciales de los huesos. Además cumple un papel clave en las diferentes funciones metabólicas.

– Síntomas de carencia de fósforo: si bien la deficiencia de fósforo es poco frecuente, se suele presentar por medio de síntomas óseos, musculares o neurológicos.

Zinc

El zinc puede obtenerse por medio del consumo de mariscos, carnes rojas, hígado, nueces y queso, entre otros alimentos. Tiene un rol muy importante en la síntesis y degradación de hidratos de carbono, proteínas y ácidos nucleicos. Participa también en la síntesis de los neurotransmisores y en el metabolismo de la vitamina A, vitamina B6 y de los folatos. Además tiene un papel imprescindible en el sistema inmune.

– Síntomas de carencia de zinc: la falta de zinc se manifiesta a través de un incremento en la susceptibilidad a las infecciones y cambios en la actividad mental.

Fuente: http://www.salud.com.ar/es/que-minerales-te-faltan-repasamos-sus-funciones-y-signos-de-carencia.html

Confían en nosotros:

© 2017 - SIFEME S.A. Maipú 471. 6° piso. Capital Federal. Tel/Fax: +54 (011) 4394-7288. E-mail: info@sifemesa.com.ar

Inicia Sesión con tu Usuario y Contraseña

¿Olvidó sus datos?